28 abril 2008

La liga fantástica de F1. Round 4: ¡¡¡ESPAÑA!!! (ña-ña-ña) UPDATED

(UPDATE: no suelo hacer este tipo de cosas - ni creo que lo vaya a hacer en el futuro - pero una noticia descubierta recientemente, puede alegrar mucho a los seguidores de Toyota: lean en equipos y ya actualizará el abuelo)

Alonso
is back! La lectura positiva de su segundo puesto en parrilla con poca gasolina y su rotura de motor es que, este año, todo les da igual: ¡a la mierda el campeonato! ¡vivamos el día a día! Win or crash! Puede que Fernando comience a convertirse en una máquina de ganar puntos en esta liga.


Pero no en Montmeló: una vez más Kovalainen confirma que su liderazgo en las dos primeras carreras no fue un espejismo, sino el fruto de mucho esfuerzo y tesón por el que le estamos sumamente aghradecidos. Asimismo, algunos pilotos han logrado salir de los puestos bajos de la tabla con actuaciones memorables. Forza Fisi!

Pasemos a los resultados antes de que terminéis de devoraos las uñas (Nomi Malone nunca lo haría...)

PILOTOS

1. Heikki Kovalainen: 28 puntos

"No fue culpa suya", dicen algunos. Vamos a ver, si pisar una piedra y joder tus frenos y neumático delantero en el proceso no es culpa tuya... ¿entonces de quién? ¿de la deidad? ¿de Max Mosley? ¡Dejen de buscar culpables! ¡Lo que no es asfalto, no se pisa! ¿O es que, acaso, en su finlandesa infancia, Heikki se dedicaba a pisar ñordines de perro por las aceras sin que su señora madre le diese lecciones de urbanidad? Pues esas son las consecuencias.

A sus 2 puntos por salirse de pista acabando, así, con su carrera, se le suman los 10 puntos "pabersematao", 1 por provocar la salida del safety car y unos 5 de estilo por la plasticidad minimalista del impacto.

Decir, por nuestra parte, que nos maravilla nuestra profesionalidad: a la que tardaban muuuuucho en sacar al piloto del coche aplastado, yo le pregunté a Paco "Oye... ¿Y si se mata, cuántos puntos hay que darle?". En vez de calzarme una colleja, Paco reflexionó y me dijo "Pues... cien ¿no?". Pero ya vemos que en la F1 moderna es difícil conseguir tanto. Y menos si llevas una estampita del papa en el casco.

Súmense 10 puntos por star of the race y el botín de 28 puntos coloca a Kovalainen en la primera plaza que el mierda le arrebató en la carrera anterior.

2. Nelsinho Piquet: 17 puntos

Todos lo pillasteis esperando que su glorioso padre aportase puntos a su casillero. ¡Pues ese momento ha llegado! Una cosa es defender con vehemencia a Max Mosley (5 puntos) ¡pero otra es hacerlo con un complemento de 10 puntos de estilo! "Es una pena que no me hayan invitado" fue lo que comentó sobre la orgía de Max. Putero hasta el final, y la demostración palpable de que la F1 moderna no es lo que era. ¡Aprende, Anthony Hamilton!

Nelsinho, por su parte, volvió a brillar sobre la pista: a su recto en una curva (1 punto) hay que añadirle otro de estilo, pues fueron sus piedrecitas las que terminaron agujereando el radiador de Davidson. Su colisión con Bourdais, por otra parte, no fue culpa suya, pero ratifica que Nelsinho es sinónimo de acción y claro aspirante a "rookie of the year".

Por lo menos para nosotros.

3. Giancarlo Fisichella: 11 puntos

Uno de los pilotos más solicitados por fin cumple expectativas. Sí, se merece 7 puntos por llevarse el alerón de Barrichello jodiendo de esa forma su carrera. ¡Pero es que, encima, lo hizo en el carril de boxes! ...Y ya sabéis que eso son 4 puntazos. La mejor versión de Giancarlo ha vuelto. Pena que no se estrellase contra Heidfeld (conforme Fisi vaya cogiendo más confianza, todo se andará...)

4. Rubens Barrichello: 10 puntos

Su vuelta con el alerón enganchado bajo el coche fue, sencillamente, estilo en estado puro. Del que sólo Flavio sabe exhibir a golpe de tanga. ¿Quería Rubinho mostrar su opinión sobre la aerodinámica del Honda? Si así fue, nos hallamos ante una cumbre de la performance.

La estética nos puede y, de puro estilo, Rubens se gana el máximo de 10 puntos.

5. David Coulthard: 9 puntos

Cuatro carreras, cuatro colisiones. ¡Y ninguna era culpa suya! Está claro que estos jovenzuelos no respetan las canas de David... Su lúcida frase "Soy un blanco en movimiento" se merece, por lo menos un puntillo como tributo a haber sido la sal de todas las carreras.

Sin embargo, no fue la sal en el desfile de los pilotos... ¡al que no acudió! Tal desastre de relaciones públicas (3 puntos) tiene complemento de 1 punto por recibir multa de la FIA y, además se gana 4 puntos de estilo por el siguiente diálogo:

"- En 230 carreras sólo falté una vez por estar enfermo. ¡Estáis quitando 4000 euros de la herencia de mis hijos!

(no hay sonrisas ni reacción por parte de los comisarios)

-Bueno, vale, vamos a hacer lo siguiente: os lo pago en metálico y me dejáis la multa en la mitad. ¿Está bien si pago 2000 euros?"

No coló, pero está claro que los escoceses son jrandes de verdad.

6. Adrian Sutil: 6 puntos

Su colisión con Vettel nada más salir, sumada al safety car que provocó hacen que Sutil vaya cogiendo la temperatura adecuada. ¿Hay algún piloto que, este año, haya dado menos vueltas al circuito que él?

6. Timo Glock: 6 puntos

Hoy le tocó a él estamparse contra Coulthard; se admiten apuestas sobre quién lo hará en Turquía. A sus 5 puntos por joder la carrera de ambos no se puede añadir la reprimenda de la FIA (que no existió finalmente) pero sí 1 punto de estilo por provocar, con dramático delay, el reventón de neumático del escocés. Un placer para paladares refinados.

8. Sebastien Bourdais: 5 puntos

No se dejó adelantar por Nelsinho. Está claro que los pilotos tienen tan interiorizado el carácter de coñazo del circuito de Montmeló que plantarse el que alguien te pase es algo que sólo le puede ocurrir a un eunuco con Fisichella. O si pilotas un Super Aguri. ¿Hubiese roto el motor Bourdais de no haber colisionado con Nelsinho. Probablemente: y eso dolerá mucho a todos los que esperabais un 4X por consecutividad en las roturas de motor de Toro Rosso. That's life.

9. Anthony Davidson: 5 puntos

En su caso, la piedrecilla sirvió para joder el radiador, con lo que se apropia los 5 puntos de la rotura mecánica. Indudablemente, Kovalainen domina mucho mejor el noble arte de pisar donde no debe. Algún día le llevaré de paseo por mi barrio: ese lugar donde nadie se agchará – y mucho menos tocará caliente – por culpa de su perro.

10. Fernando Alonso: 1 punto

Estar a punto de estamparte contra un muro por, simplemente, calentar tus neumáticos es algo que no veíamos desde Alain Prost. Un bello homenaje a su padre espiritual y mítico piloto de Renault.

10. Takuma Sato: 1 punto

Que tenga que ser Takuma el único piloto que tiene un duelo con Coulthard que no termine en colisión es una muestra de que algo marcha mal en el mundo. O que su Super Aguri era unos 5 segundos más lento.

A pesar de todo, abrir tu trayectoria justo en el ápice de la curva para evitar que te adelanten por el exterior es macarrismo cum laude: Takuma es tacaño mostrándonos su talento, pero fugaces pinceladas hacen que nos levantemos a aplaudir.

10. Felipe Massa: 1 punto

Fiel a su regularidad, Felipe aprovechó para sacarle la manita a un doblado. A veces, puntito a puntito, es como se gana una liga. Con ser "star of the race" en algunas carreras, Felipe sigue aspirando al triunfo en esta liga fantástica.

El resto de los pilotos se queda a cero salvo...

11. Kimi Raicoñen: -1 punto

Que, para una vez que sonríes con alegría y con peligro para tus músculos faciales... ¡sea una sonrisa dedicada al mierda! ¡eso no tiene perdón!

EQUIPOS

1. Honda: 30 puntos

Lo que no logran con su motor, lo logran con su antiestética. Recientemente, varios empleados – Rubens a la cabeza – se han negado a llevar puesta la indumentaria corporativa por juzgarla veramente hondrenda (5) y, encima, ¡parecer de Kawasaki!

Pero eso no es lo más importante, no. Lo grave es que, después de haber recibido la merecida mofa de la comunidad el año pasado por sus míticos "alerones de Dumbo", este año van y contraatacan con la misma fórmula. Por ello, a sus 10 puntos suman otros 5 de estilo por reincidentes.

Sí señor, star of the race y SÓLO por estética.

2. Renault: 10 puntos

Su aleta de tiburón, aunque horrenda, no lo es tanto y menos si vemos que es un plagio de la de Red Bull. Es el mundo del matiz: canta más al ser blanca y un poco más larga. Por ello, se lleva sólo 5 puntos. Ya sabéis, la estética es subjetiva...

Lo que no es subjetivo es el reventón de motor – fuego incluido – de Alonso (5). 10 puntos en total para el equipo de Flavio.

2. Toyota: 10 puntos

"¡Entra en boxes ya! ¡Tenemos que cambiar tu alerón delantero!" gritan los mecánicos de Toyota a un sorprendido Jarno Trulli que no nota nada raro en su coche. Obediente, entra, sólo para que le digan: "¡Ay, perdona, nos confundimos con la radio! Era Glock el que tenía que entrar". Así se convierte un quinto puesto en un octavo y, de paso, se entra en la gloria de la liga fantástica.

Imagínense una confusión así con la radio de McLaren llamando a Hamilton:

"- El mierda va dos segundos por delante de ti
- ¡Pero si lidero la carrera!
-Ah, que no eres Heikki, perdona, que me lié...
-¿Qué es eso del mierda?"

¡Queremos eso!

3. Williams: 5 puntos

Rotura de motor de Rosberg mientras Nakajima (!!) puntúa y salva los trastos. ¿Quieren confundirnos?

4. BMW-Sauber: 1 punto

Stop and go de Heidfeld gracias a una normativa carente de sentido. Lástima que Nick no realizase un acto de desobediencia civil a la FIA plantando su BMW sin gasofa a la salida de una curva. Let's see action!!!

5. Super Aguri: 1 punto

Sus miserias económicas, aireadas con la ausencia de sponsors son un anuncio de que, en Turquía, pueden ganar puntos por no presentarse a la carrera. Vuelven los mejores momentos de la indigente F1 de los 90.

Y cero patatero pal resto. Once more, la maravillosa tabla del Abuelo pondrá a cada uno en el lugar que corresponda.

Nos vemos en Turquía. Tierra de bigotones (siempre una buena señal)

25 abril 2008

¡Hoy es el día! ¡Hoy se estrena "Proyecto Dos"!

"La espera ha terminado: los dioses del metal han vuelto". Bueno, not quite. Se trata de una película y no de lo nuevo de Gigatrón. Pero, después de tantos meses de montaje y más de dos años después de que se gritara "acción" por vez primera, por fin ha llegado el momento mágico del estreno. ¡Corran a verla este fin de semana antes de que el rodillo de Iron Man nos aplaste a todos el viernes que viene!

"Pareces nuevo" me dijo Lucía Jiménez (gran fans del montaje de la peli, fijaté) cuando, junto con lanavajaenelojo, le pedí una foto con ella. En efecto, ya llevo en esto mis añitos, y "Proyecto Dos" no es el primer largometraje estrenado en cines que monto. Pero, seis años después del estreno de "El segundo nombre" de Paco Plaza, hoy puedo canturrear la coplilla de Foreigner "Feels like the first time" (póngasenla de fondo, AORteras). Una vez, Paco Fox, hablando de "Stardust" me dijo "Cuando gritaba de emoción, igual que las niñas de la fila de delante, pensé que tenía la mentalidad de una niña de trece años. Tú no. Tú tienes la mentalidad de una niña de dieciséis. Eres más guarra". Bien, pues hoy, por un momento déjenme ser algo más ñoño que Paco Fox (if possible) y, tal vez, ser una niña de doce años. Para quienes esto pueda ser demasiado, pueden parar de leer (lo del estreno ya está dicho) y tener la certeza que el siguiente post será nuestro estilo de siempre, si no peor. Pero hoy, es un día distinto.

Cuando terminé de montar "El segundo nombre", la sensación fue increíble (aunque, en el fondo, no se tratase más que de una peliculita con exigua taquilla). Ya no lo fue tanto el día que mi querido Paco Plaza tuvo que decirme que las maniobras de un infraser a cargo de la Fantastic Factory (un director infame en mente de todos cuyo nombre no ensuciará este blog) harían que estuviese vetado del montaje de "Romasanta". Aquel día me quedé realmente hundido y muchas cosas, laboralmente, fueron cuesta abajo. Llega con decir que esos míticos montajes de porno, que tanto aportaron a los lectores de este blog, fueron posteriores a la peli. Todo al revés: suits me fine.

Pero, siguiendo con gilipolleces dichas en inglés – o, mejor dicho, practicando el idioma mundial – "what goes round comes around", al final las cosas se enderezaron y, años después del Romasanta affaire, me encontré montando publi de la buena (eternamente agradecido a muchos, con el gunthérico Nacholo a la cabeza) y ficción de la igualmente buena, en la que tengo que dar todo mi agradecimiento y amol cósmico a Guillermo Groizard.

Mi primer curro con Guillermo fue "Supervillanos", una serie para teléfonos móviles: la primera producida, de cero, específicamente, para ese soporte. ¡Toma pionerismo! Durante ese montaje fue donde se consolidaron cosas como el "no era un tubo" y, sobre todo, apareció esa JRAN actriz que es Erika Sanz. Cada vez que nos referíamos a ella, todas las frases tenían que acabar con un "de España" (y no os podríais creer lo sencilla y buena gente que es con lo buenísima que está). A destacar la vodevilesca escena que viene a continuación (y, a aquel que ose comentar sólo los decorados, le diré "¿Estás gilipollas?")

Que un servidor iba a conectar con Guillermo quedó en evidencia cuando, en la lectura de guiones, yo propuse que – a la que no se podía enseñar empelote – el personaje de Erika apareciese con las tetas cubiertas por boquerones. ¡Sórdido! E idea aceptada...

Un par de años – y otras colaboraciones después, donde se puede destacar el descubrimiento de María Castro y Amaia Salamanca en SMS – por fin vuelvo, de la mano de Guillermo, al largometraje. Más viejo y más sabio. Respecto al Segundo nombre, que era una película sobria y de montaje invisible (aunque muy currado: aquí lo expliqué en su época) "Proyecto Dos" ya se ha visto que tiene un montaje que es todo menos invisible. Guillermo es una persona que implica mucho a todos los colaboradores para que lo den todo y vayan mucho más allá. Pero no es ese implicación chunga de "Te motiva tanto que así no hace falta que te paguen". Guillermo de siempre ha combatido para que no existan pufos ni se ruede en abusivas horas extra sin remunerar: de lo que se trata es de embarcarte en una aventura apasionante para que el resultado sea el mejor posible.

De ello pueden dar fe los compañeiros de blog, que vieron la película en una première el pasado miércoles: tres personalidades distintas que hallaron valores diferentes en la peli. Paco Fox aplaudió el Bruckheimerismo y la acción sin descanso de la media hora final. Dillinger encomió la gran capacidad de Lucía Jiménez para el psicodrama en un personaje que evoluciona mucho a lo largo de la película. Gepunto Panadero tuvo miles de elogios hacia el carácter operístico y de cuasi Giallo de algunas secuencias como la de "El cuento de Caperucita" (de verdad, se nota mucho cuando un amigo te pone bien "por cumplir", y todos los invitados disfrutaron mucho y sinceramente con la peli). De paso, aprovechamos los escasos momentos de estar todos juntos para inmortalizarnos con el jran Adrià Collado ("Me enviaron un mail diciéndome 'mira, sales en la propuesta que hacen unos frikis sobre el reparto español de Lost" "-Adrià... ¡Era yo!"). Con el resto del famoseo, destacar lo turbado que estuvo Paco Fox a la que le presenté a María Castro (tartamudeó de tal forma que creo que si llego a proponerle una foto se me cae al suelo). By the way... ¡María también leyó el blog! Su padre le dijo "Busca en google 'María Castro mejor actriz de España'" y verás. ¿Por qué esa búsqueda? ¿Es que todos los gallegos pensamos en términos igual de hiperbólicos? Pudiera ser...


Cosas así son las que me hacen seguir cantando el " Feels Like the First Time". Cuando, en el Festival de Málaga, quedé para comer con Paco Plaza, ni se notaban los años respecto a nuestra época en la escuela de cine: ahí seguían los recuerdos de los cortos, los videos industriales codo a codo y muchas cosas que mejor deberán quedar en la esfera de lo privado. Que luego una parte de la crítica desinformada pusiese la peli a caldo tachándola de "americanada" sólo demuestra que acertamos en nuestra propuesta: son varias las voces a las que les ha gustado (e incluso me tomo a bien las voces sabias a quienes no les agradó ¡Me comparan con Superlópez montando Tronak el Kárbaro!) y esa es no poca recompensa.

Hoy, la recompensa es estar pudiendo compartir esto con tantos lectores que tan bien nos lo han hecho pasar desde hace ya más de dos años. Es un día muy especial, aunque, dada la patética promoción hecha por la distribuidora sólo aspire, cual Fernando Alonso, a lograr entrar en la Q3. Y, sí, estoy preparado para que muchos nos pongan a caldo incluyendo alguna insulto al montaje: ese es el carácter de la película. Por supuesto mentiría si dijese que soy inmune a las malas críticas y peor taquilla. Nadie lo es, ni siquiera con el argumento de "Sólo eres el montador y no has invertido tu dinero en la peli". Pero no pongamos la venda antes de la herida. ¡Caigamos luchando! ¡No tenemos nada que envidiar a "3 días"! (cuyo director es amigo y, toma coincidencia, estrenamos a la vez nuestros primeros cutrecortos en un colegio mayor: él 'La cólera' y yo 'Jack la piedra' y, aparte de colaborar en cortos, él presentó su minuto de "Los diminutos del Calvario" en el mismo pase de Sitges que se puso "El segundo nombre" y ahora, las dos pelis el mismo viernes) y, por supuesto, aplastamos a esa tonterida de Corbacho de "Cobardes". Por favor, vayan a verla. Como decían mis amados Rush "You can fight/ Fight without ever winning/ But never ever win/ Win without a fight"

Comienza la lucha. Con todo mi amol para todos vosotros.

21 abril 2008

Cine-colonoscopia patrio: SOS Invasión

Una de las cosas más bonicas de tener un blós es la interacción con los perturbados lectores. Y lo digo como un cumplido. Porque todo aquel que disfrute con las sordideces de esta página tiene que sufrir, en mayor o muy superior medida, algún tipo de trastorno mental que lo salva de lo normal y lo eleva a la excelencia de lo chungo.

Uno de nuestros muy jrandes lectores es Juan, cuyo apellido nos callaremos por el bien de su imagen pública. El nombre es real. Porque, claro está, si te llamas Clodoveo, there’s no point en ocultar tu apellido. Pero lo de Juanito es como Paquito o los pelos del pubis: siempre encuentras uno cuando menos te lo esperas. Ente onvre, medio israelí, medio vallecano, judío y rojo convencido (¡qué hermoso! ¿Acaso os creíais que sólo había curas cristianos de izquierdas?) llegó a este blog gracias a un amigo común y acabamos tomándonos unas cervezas para charlar sobre Menahem Golan. De hecho, me ha animado y dado información de cara al épico proyecto de libro de la Cannon, del que todavía no he escrito ni una línea. Fue él quien me descubrió esta obra maestra musical del director israelí, una mezcla de ‘Hair’ y ‘El violinista en el tejado’ que me ha bajado de la mula aun estando sólo en hebreo:

Pero no sólo es experto en pegadizos y vicisitúdicos musicales de Menahem. También tiene unos grandes conocimientos de cine bélico, películas de la Europa del Este y cine español lamentable (¡que nadie grite ‘¡pleonasmo!’, que Azcona casi está de cuerpo presente!). Así que, viendo que me va el masoquismo, me prestó la que para él es la cosa más chunga de nuestro cine. Suena duro. Muy duro. Y el resultado fue, como diría Neil Patrick Harris, legendario.

El flim se titula ‘SOS Invasión’ y es, como no podía ser menos, de ciencia ficción. A veces no hay palabras para describir una película. Claro que éste no es el caso. “Lamentable” es el primer término que toma al asalto mi mente y hace una sentada de protesta en mis neuronas. Aunque “Bazofia” y “Cine-colonoscopia” no le andan lejos.

Pero, por supuesto, no estamos frente a una caspa habitual. Si así fuera, no me habría fascinado tanto como para escribir sobre ella. Lo mejor de todo es que mezcla:

- Trama de ciencia ficción.
- Con un punto de giro similar a ‘Plan Nine From Outer Space’.
- Turismo en el Algarve.
- Suecas con pelucón.
- Ni un solo efecto especial o escenarios futuristas.
- Repito: ni uno.
- En serio: la nave espacial es más bien el recibidor de un parador.
- Bueno, está bien: algunos contarían como fx un pase de manivela estilo Meliés. Yo no.
- Planos pretenciosos.
- Intentos de cine pop con un grupo musical de unicejos.

Tuve que ver la película en dos sentadas. Porque los terroríficamente aburridos primeros veinte minutos me metieron en el cuerpo un irracional miedo a que los puntos de la reciente operación de estómago salieran huyendo.

La cosa empieza cuando una de las peores actrices de la historia, en dura pugna con la de ‘Apocalipsis caníbal’, le cuenta a su tío su experiencia con extraterrestres. Flashback a unos eventos que ella no podría haber presenciado (amigos, ¡si éste fuera el único error de la peli!) en los que hay mucha juerga por Portugal la nuit. De esas rodadas desde un coche superponiendo imágenes de bailes y night-clubs. Vamos, en plan película de los años 20. Lo malo es que esta cosa es del 69.

El protagonista de estas parrandas es el insigne Jack Taylor, actor americano que ha salido en casi tantas coproducciones como Simón Andreu y que sigue en activo. Sin ir más lejos, en el reciente timo wannafreak llamado ‘The Birthday’. El tipo era uno de esos intérpretes que, tras algunos papeles en televisión, vinieron a Europa en los 60 para poder trabajar un poquito. Y acabó en películas de Jesús Franco, J.P. Simón y cosas como ésta. Por no hablar de su insigne papel como ‘sacerdote que se quiere follar a Chuarche y recibe un hostión’ en ‘Conan el bárbaro’.

El buen hombre es lo mejor de la película. No por su impresionante actuación, válgame dios, sino porque pasa absolutamente de todo. Hable de lo que hable, siempre tiene la misma cara de estar pensando: ‘A ver si acaba el rodaje de hoy y me voy al yate a follarme a alguna de las suecas extraterrestres’. Pensamientos loables que, desde luego, apoyo sin reservas.

Tras una especie de asesinato cuya planificación convierte a Hershell Gordon Lewis en el puto Hitchcock, nos metemos en la carne de la historia:

Vacaciones en el Algarve.

La prota que cuenta la historia y el amigo Taylor se dan unos paseítos por las playas, hacen una excursión en yate y conocen a un lamentable estereotipo de argentino interpretado por el mismísimo ‘Flequillo’, José María Tasso (lectores de menos de treinta y muchos: pregunten a sus padres).

Todo esto nos hizo pensar que el director tenía que ser un chaval con dinero al que le pagaron unas vacaciones y se llevó una cámara. Lo único que he podido averiguar es que el gobierno Portugués fue estaf… quiero decir, convencido para que aportara pasta. Espero que rodaran cabezas en el ministerio de turismo luso.

En lo que se refiere al director, un tal Silvio F. Balbuena, he comprobado que tiene una filmografía escasa en la que sería interesante NO profundizar. Más curioso es el hecho de que el guión es de un tal José Luís Navarro. Un viajecito a la IMDB nos revela una trayectoria que sí que merece la pena: Comienza con ‘Pasa la Tuna’ (efectivamente, con ‘Flequillo’. ¿Es que todavía no les habéis preguntado a vuestros padres?). Sigue con otras pelis de Elorrieta (incluyendo la exitosa y olvidada ‘Una bruja sin escoba’), se marca un spaguetti western con un pistolero robot (en serio) y escribe un episodio de ‘Mission Impossible’. Toma ya. Sigue con bazofia variada que y hasta se hace una peli de El Santo y un clon de combate de Salón Kitty, demostrando que no sólo era un todo terreno, sino que no tenía vergüenza alguna. Pero lo mejor es que acabó su carrera con episodios de ‘Colombo’ y el guión de ‘Target: Agente doble en Berlín’, flim de espías con… ¡Matt Dillon y Gene Hackman!. Esto sí que es un currículo y no el mío.

Pero sigamos con la película. Tras muchos paseos turísticos a velocidad FF empiezo a darme cuenta de que la película tiene algo que la distingue. No es el montaje lamentable ni la falta de ritmo. Es que el director… ¡hace planos estetas! El interés comienza a subir, además, cuando me encuentro con el primer gran momento de poca vergüenza narrativa orientada a escatimar efectos especiales:

Cuando el amigo Jack conduce por la costa y está a punto de ver algo… Bueno, así es como presentan la nave extraterrestre:

video

¡Planificación consciente del presupuesto! ¡Cojonudo! ¡Para eso sirve enmarcar la historia en un flashback (repetimos: de un personaje ausente)! Nos ahorramos el OVNI y colocamos el portón del parador donde se alojaba el equipo. Ni Corman llegaba a eso. Porque él siempre escondía el monstruo hasta el final. Pero se acababa viendo (aunque fuera una marioneta cutre rodada una vez completada la película, como en ‘La bestia del millón de ojos’)

Tras algunas fiestas más y una actitud extremadamente calmada del protagonista, éste convence a la chica de ir a ‘unas ruinas’ (que resulta ser un castillo con pinta de parador) donde está escondido el OVNI. Y éste es el momento en el que la película pasa de ser una bazofia a convertirse una porquería. Fascinante, eso sí. Veamos la secuencia:

video

Ese instante de susto cuando ve el poco amenazador ornamento arquitectónico es una joya de la narrativa colonoscópica. Sin embargo, prefiero cuando, de repente, caen al mar. O eso parece. ¿Y por qué tienen tanto miedo? ¿Cómo? ¿Dónde? ¿Lo qué? ¡Ah... las delicias del buen cine!

A continuación, son apresados por las extraterrestres con pelucón. La más fea del grupo (o quizá la única que sabía hablar), les cuenta su plan en este maravilloso ejemplo de la gloriosa tradición del montaje-con-la-punta-del-nabo:

video

Si habéis escuchado a la conversación (y si no, que conste que no os culpo), habréis captado algo muy curioso: los motivos de las suecas interestelares son los mismos que los de los extraterrestres gays de ‘Plan 9 del espacio exterior’. Great minds think alike!. Sé que todo el mundo que habla de cine colonoscópico acaba invocando el nombre de Ed Wood. Pero el placer de descubrir esta referencia en una caspa española es un acontecimiento tal que me permite salirme con la mía a pesar de usar un triste lugar común. Apiádense de mí: a estas alturas de la película mi mente no está del todo clara, pues anda ocupada en otras cuestiones trascendentales: ¿Es una nave espacial o un parador?¿Alguna es rubia natural debajo de la peluca? Y, sobre todo, ¿que ha muerto quién?:

video

Tras este detalle informativo de TVE, los protagonistas se pasan unas bonitas vacaciones como huéspedes de las extraterrestres mientras éstas practican indeterminadas pruebas médicas que sin duda tienen como efectos secundarios la pérdida total de capacidad interpretativa de los pacientes. El director, mientras tanto, va a lo suyo, mostrándonos el mejor plano pretencioso de toda la película:

Más tarde, el amigo Jack escapa de la vigilancia de sus captoras provocando un espectacular accidente:

video

Luego comienza una persecución que voy a reproducir casi íntegramente, pues se trata del momento cumbre de la película. Algo así como Richard Lester lobotomizado. Una secuencia que permite a algún crítico indocumentado decir que la película es un ‘divertimento pop’, en lugar de descripciones más adecuadas como ‘bochorno lamentable’. Atentos sobre todo al video clip del grupo ‘Los unicejs’: cómo hacer humor de vodevil en un solo plano.

video

La película acaba sin que se haya visto la nave espacial, e incluso se permiten hacer un chiste al respecto. ¿Acaso esperaban la simpatía del espectador al declarar abiertamente su cutrez? Quizá sí. En el caso de que quedara alguien en la sala. Y, para redondear el espectáculo, hay revelación final: el tío de la prota… ¡trabaja en realidad para las suecas extraterrestres! ¡Muérete de evidia, Mr Night Shamalama Dingdong! La chica huye y el director nos regala la última marca de calidad del flim. Una sólo comparable al ‘666’ en la cabeza de un niño o al logo de ‘Falomir’ en un juego: La interrogación tras el ‘FIN’. Una promesa de secuela nunca cumplida. Claro que, ahora que Albert Pyun va a realizar ‘The Sword and the Sorcerer 2: Tales from the Lost Empire’, mejor no dar nada por sentado.

18 abril 2008

Así comienza "Proyecto Dos"

Dos años después de haberse comenzado a rodar, por fin va a estrenarse en cines, el 25 de abril, el largometraje al que he dedicado muchos meses de montaje. A la espera de ver cómo la distribuidora acomete la promoción (aunque, como le dijo Shin Chan a su padre "Yo no espero nada de ti, papá") os pongo aquí los tres primeros minutos de la peli. En breve hablaré con más detalle, de momento, pueden leer aquí una entrevista que me han hecho en Las horas perdidas. Mientras salten en sus sillas con el efectista montaje del arranque de "Proyecto Dos". ¡Linkenlo en sus blogs! ¡Demuestren a las distribuidoras el poder de internez! ¡Vayan al cine a verla! ¡Hagan feliz a un sórdido!

12 abril 2008

Teología sórdida: la iglesia del Palmar de Troya

Algunos indocumentados pueden pensar que este es un blog adolescentoide que se ocupa de temas banales, pero, en palabras de la gran Pitita Ridruejo, nosotros no estamos aquí para esfrivolizar sino que nos preocupan las grandes cuestiones espirituales y teológicas. Como sórdido y devoto de Santa Teresa de Jesús, de San Juan de la Cruz y del Santo Prepucio, está claro que no puedo encontrar satisfacción en el concepto pobre y pequeñoburgués del cristianismo pregonado por el Vaticano: formar un típico matrimonio devoto que escucha la COPE, va a misa los domingos, cuando el cura lo manda suben al autobús y acuden a un encuentro con otras familias beatas o van a Madrid a manifestarse por la última excusa inventada por el PP para insultar al gobierno me parece la muerte en vida; seguro que mientras ondean la bandera de España y corean borreguilmente alguna injuria contra ZP, los catalanes y los vascos, el marido está en realidad pensando en la tarde de juerga que se ha perdido en busca de jovencitos en algún chat, parque o zona oscura de su ciudad y su mujer, harta de preparar tartas y criticar a las vecinas, añora el momento de volver a casa y reanudar la lectura de algún best-seller donde la intrépida heroína sí hace algo con su vida y sí tiene orgasmos con cierta frecuencia. ¿Y para esto los santos fundadores de la iglesia se patearon todo el mundo conocido aguantando persecuciones, martirios y vejaciones varias? Tout ça pour ça? Si San Pablo levanta la cabeza corre a gorrazos a toda la conferencia episcopal y demás beaterío pero ya.

No amigos,
estos mediocres no son cristianos ni son nada. Una buena cristiana era sor Agnes Blannbekin, una monja austríaca del siglo XVIII cuya historia ya había narrado en otra ocasión pero me parece tan ejemplar que no me resisto a repetirla: esta mujer vivía arrebatos místicos en los cuales el prepucio de Nuestro Señor Jesucristo se le materializaba en su boca haciéndola gozar por su carnosidad y exquisito aroma provocándole todo tipo de éxtasis. Si le parece que tanta grandeza sólo está al alcance de algunos privilegiados puede usted decantarse por otras opciones más modestas como ver a la Virgen, levitar o tener estigmas. Si no hace usted nada de eso y ni siquiera es capaz de dedicar pequeños sacrificios a nuestro señor, como flagelarse o introducir su pene en un zarzal cada vez que tiene una erección, como hacía San Agustín, entonces no se llame usted cristiano: hágase budista, zen o la chorrada de moda, cómprese unas gafas de pasta y dedíquese a ver bodrios de Sofia Coppola.

A esta sabia conclusión llegó también un singular personaje, Clemente Domínguez Gómez. Su apática vida como vendedor de seguros, cuyo único punto de interés eran sus incursiones en los ámbitos gays sevillanos, en los cuales era muy popular bajo el nombre de la Voltio, le parecía impropia de un auténtico servidor de Cristo. Conmovida por tanta devoción, la virgen María se le apareció a él y a cuatro niñas del pueblo sevillano de El Palmar de Troya para transmitirles un mensaje de cabreo por la expansión del progresismo, la chabacanería y la desvergüenza, no sólo en el mundo mundial sino en el seno de la misma iglesia católica con tanto cura rojo y tanto concilio. Tras unos cuantos años felices de visiones, charlas celestiales, amenazas marianas, peregrinaciones y estigmas, en 1978 la Voltio recibe una nueva visita ultraterrenal: en esta ocasión se trata de Nuestro Señor en persona, que le ordena pasar a la acción y formar la iglesia católica palmariana. Lo primero que hace el nuevo culto es invalidar al Vaticano y a todos los papas, puesto que ellos no fueron elegidos como sucesores de Cristo por designación divina, un privilegio del que tan sólo San Pedro y Clemente / la Voltio han sido dignos a lo largo de la historia (bueno, y Mariano Rajoy, naturalmente). No sólo la iglesia de Roma queda desacreditada, sino que además todos los “curas obreros” reciben la excomunión, junto con el rey de España y con todos los espectadores de la película blasfema Jesucristo Superstar.

Los mensajes marianos y la financiación de la extrema derecha dan alas al nuevo culto, que rápidamente genera sus propios santos: en una misma ceremonia se beatifica y canoniza a la vez a personajes tan ilustres como San Francisco Franco, San Josemaría Escrivá de Balaguer, San José Antonio Primo de Rivera, San Luis Carrero Blanco y San Don Pelayo, pilares de la fe palmariana. Tal brío ideológico y espiritual trae la bendición económica de personajes de la alta sociedad, como cierta baronesa que subvenciona la compra de la finca en la que se aparece la virgen, para beneficiarse de los efectos del agua milagrosa que allí brota; el regocijo de la señora se interrumpiría años más tarde cuando las autoridades precintaron el pozo bendito al no encontrar rastro de santidad en sus aguas pero sí un gran número de bacterias y residuos tóxicos.

Pero, a pesar del esplendor de su iglesia del Palmar, que crece y se expande rápidamente en multitud de países, nuestro amigo Clemente, al igual que el santo Job,
vio como su fe se ponía a prueba mediante la vicisitud: sufre un accidente de coche en el que se queda ciego. Como no podía ser menos, la Virgen le comunica que pronto recuperará la vista; pero esta vez Nuestra Señora parece estar menos acertada porque nuestro amigo murió sin recuperarse de su ceguera mientras celebraba, en estado de trance, la misa de Pascua de 2005. Su gran amigo Manuel Alonso Corral, antiguo compañero de juerga del ambiente gay hispalense, toma el relevo para proseguir con la labor de esta iglesia mientras espera la resurrección del papa Clemente, que él mismo anunció que tendría lugar en Palestina al tercer día de su muerte. Han pasado ya unos cuantos días después del tercero y seguimos sin noticias de la Voltio, pero si las cosas de palacio van despacio, imagínense las del más allá.

Los hechos aquí relatados evidencian la sinceridad y la superioridad moral de la iglesia del Palmar frente a las medias tintas y la mediocre actitud vergonzante e hipócrita con la que vive su ultraderechismo el mundo católico tradicional;
mientras el actual papa Mazinger y su antecesor el Juan Pablo aquel, unos vulgares masones según el acertado criterio de Clemente / la Voltio, se dedican a hacer encaje de bolillos canonizando a los curas muertos en la guerra civil a manos de los republicanos y no a los asesinados por el bando franquista, mientras nadan y guardan la ropa diciendo que no se pronuncian políticamente y demás juegos cínicos de ese tipo, la iglesia del Palmar impresiona por su coherencia sin fisuras, su autenticidad y su indudable sordidez; merece pues su lugar en el sol en este blog.

08 abril 2008

Quieren que Uwe Boll se retire. ¡¡¡Insensatos!!!

Normalmente no ponemos noticias en este blog. El motivo principal es que los autores solemos estar muy ocupados como para seguir la actualidad. El secundario es que no nos sale de todo lo que concretamente es el orto.

Sin embargo, hoy un titular destacado en la IMDB me ha llenado de tal terror y preocupación que casi se me abren los puntos de la operación de estómago: El icono de este blog Uwe Boll, onvre que protagonizó el primer artículo largo de nuestra historia, ha prometido retirarse si una petición online alcanza el millón de firmas. Y yo sólo tengo que decir: ¡¡¡NO LO HAGÁIS!!!

Los Boll-haters son una pandilla de pesados. Imagino que el núcleo duro lo forman granulados chavales con bigotillo que se hacen pajas con Batman Begins y no saben apreciar la sordidez en su vergonzosa medida. Como ya expliqué en su momento, hay muchísimos directores peores que Boll. Y lo digo desde el conocimiento de su obra: este mismo domingo, tras el gran premio de fórmula 1, Vicisitud, Navaja, mi señora y el menda nos zampamos ‘Sanctimony’, plagio de ‘Seven’ (mujer embarazada del policía incluida) perpetrado en el 99. Una vez más se produjeron gritos de desesperación e insultos aleatorios a lo largo de sus escasos y estirados ochenta y pico minutos de metraje. Pocos directores son capaces de generar en mí al mismo tiempo risa nerviosa y oligofrénica fascinación como mi amigo UBA. Albert Pyun, su inmediato antecesor en el subgénero narrativo de ‘el tiempo y el espacio no existen, pero mira cómo mola este plano’, estaría cerca. ¿Para cuándo una obra común entre estos dos titanes del cine? Muchos gritarían: ¡mejor que no! Y no puedo decir que no tengan razón, pues no sé si el resultado sería capaz incluso de despertar a los dioses primigenios.

No olvidemos que directores mediocres hay muchos. Realizadores lamentables también. Pero gente tan fascinante en su chunguez, no. Onvres con el desquiciado criterio de poner guerreros ninjas en una peli medieval, a Jason Statham corriendo sobre las cabezas de los orcos, a Burt Raynolds (un grande del bigotón) como heroico rey adicto al botox y Ray Liotta como mago malvado con el mismo peinado que en ‘Uno de los nuestros’, sólo pueden estar llamados a dos cosas: la jrandeza y el hospital psiquiátrico. Pero nunca la jubilación anticipada. El cine necesita a Uwe Boll. Los sórdidos necesitan a Uwe Boll. Y yo necesito terminar esta entrada. Que ya ha llegado la jefa a la oficina.
Actualización:
Justo cuando me iba a poner a redactar una anti-petición, he descubierto que alguien con gran criterio se me ha adelantado. ¡Todos a firmar por UBA aquí!
Otra actualización:
El Dr. Boll demuestra que es todo un ONVRE en esta declaración. ¡Cómo nos vamos a perder a este jrande del cine y el boutadeirismo! ¡Voten por Uwe Boll, leñe!

05 abril 2008

La liga fantástica de F1. Round 3: Bahrein.

Tenéis que amar la F1. En serio.

Todos sabíamos que el GP de Bahrein, invariablemente, se iba a ver ensombrecido – y para bien – por el reciente "Mosleygate". Es lógico: ni siquiera en este blog tan sórdido tuvimos la clarividencia de incluir la categoría "Verse envuelto en un escándalo sexual de prostitución y nazismo". Y, menos aún, tratándose del presidente de la FIA e hijo del dirigente fascista más relevante de la historia del Reino Unido.

Y es que tenéis que sentir lástima por los ingleses. En serio.

En muchas cosas, su razón de ser se fundamente en la germanofobia y en haber sido "los vencedores de la guerra", como demostró uno de los mejores capítulos de Fawlty Towers. Pero, cuando llega la F1 – que consideran su dominio privado: ningún país tiene tantos campeones como el Reino Unido – tienen que enfrentarse al hecho que la mejor combinación piloto/equipo ever sería bien un argentino con coche alemán (Fangio/Mercedes) bien un alemán con coche italiano (¿Tengo que decir cuál?). En su pataleo, se inventan la falacia de que lo más grande de la historia fue Jim Clark/Lotus, pero todos sabemos que un piloto que se mata es alguien que no sabe hacer bien su trabajo. Gañanes...

Ahora, para rematarla, el jefe de la FIA saca a relucir todo su filonazismo de la forma más erótico-festiva concebible. En este blog, donde siempre hemos defendido el puterismo sórdido sólo podemos decir "Bien, Max, bien". Y es que a los ingleses no le parece mal el irse de putas, sino el "¿Ganamos la guerra para ESTO?". Parece que nunca hubiesen visto "Salon Kitty" ni ninguno de sus clones de combate: las orgías sadomaso con estética nazi van tan unidas como el café soluble del Día y las galletas Fontaneda. Furthermore, Oswald Mosley, su padrer, no sólo lucía un encomiable bigotón, sino que se permitía chunguismos tan épicos como ser amigo del Caudillo, de Hitler (fue invitado a la boda de Fhürer), pero "al que prefiero es a Musolini".

Para mayor ghloria, Mosley fue de los que criticó más duramente el "racismo" cuando, en Barcelona, unos sórdidos se marcaron una charanga carnavalero-gaditana para insultar a Hamilton. Sí, podemos obviar los insultos a Alonso el año pasado, o que Dennis prohibiese a Fernando el llevar la bandera española en el casco, pero insultar al mierda es, automáticamente un gesto de racismo. En este blog opinamos "Es un puto.. es negro... y es de mierda. ¿Dónde está el racismo?". Por ese motivo, el escándalo todavía sabe mejor. Dicho esto ya sabemos cómo hay que evaluar todo lo relacionado con el Mosleygate: puntos por defenderle, puntos negativos por criticarle. That simple: ¡¡¡¡Somos de Max!!!!

Con este mensaje in mente, allá van las puntuaciones del tercer round:

PILOTOS

Star of the Race

Lewis Hamilton: 25 puntos

Considera que Max debe "dar ejemplo". Vamos, como tú, Lewis... ¿no? Sus críticas a las aventuras de Mosley, no por esperables, dejan de repugnarnos.De hecho, nos repugnan todavía más viniendo de él, pero el factor x2 no se aplica: 5 puntos negativos. Igualmente, recibe un punto negativo por la manita sacada a Fisi: aplaudimos el macarrismo, pero no la prepotencia ante un piloto que no tenía por qué dejarle pasar.

PERO... esa vuelta 2 ha valido un mundo. "Detrás de Alonso es el último lugar en el que a Lewis le apetecería estar..." decían los comentaristas ingleses. Acto seguido, el mierda embistió a Alonso en una jugada en la que tanto la telemetría de Renault como las declaraciones de Hamilton demostraron que los 5x2
puntos son para este último. Lamentando que no fuese el brake testing que a Alonso le hubiese dado el liderato de la liga, el mierda recoge un suculento 5x2 al que añade un punto de estilo por gañanería.

Otro punto lo añade al 1x2 de su calado en salida... ¡por haberse vuelto a liar con los botones!

Añádase a todo los 10 puntos por star of the race, y el mierda pasa a encabezar la liga con autoridad: era caro for a reason...

2. Nelsinho Piquet: 7 puntos

Su trompazo (2) que sacó a otros dos pilotos de pista merece 3 puntos de complemento
de estilo por plasticidad. Que aprovechase otro derrapazo para retirarse, a instancias del equipo que ya había detectado fallos en el coche, también da calidad. 7 puntos para el piloto más solicitado por vosotros.

2. Adrian Sutil: 7 puntos

EL pollo múltiple organizado en salida, que llevó a Button y Coulthard a boxes , le da 7 puntos que hacen que el (des)prestigo de Sutil entre vosotros tengas justificación.

4. Jenson Button: 6 puntos

El interior megagañán a Coulthard arruinón un poco más si cabe la carrera de ambos británicos. Añádase a ésto el 13er puesto de Hamilton, y está claro que hoy en el Reino Unido estarán aplaudiendo con las orejas.

5. Takuma Sato: 5 puntos


Su elaborado trompo en entrenamientos merece 1 punto de estilo por complejidad y otro por haber interrumpido la sesión. Añádase lo sumamente difícil que puso a Raicoñen el doblarle, y Takuma comienza a engrosar un casillero anormalmente vacío.

6. Nakajima: 2 puntos

Un trompo (2) arruinó su estrategia de un aparada.

6. Felipe Massa: 2 puntos

Su cara de culo amenazante tras haber detenido el coche, refrendada por sus serias y duras palabras en la rueda de prensa han sido una señora advertencia a Ferrari como no veíamos desde Alonso el año pasado. Un jrande.

6. Robert Kubica: 2 puntos

Si damos 1 punto por tener un nombre ignominioso, el bueno de Robert también se lo merece por haber generado un titular tan forsálico como "Pole on pole" (polaco en la pole). Un servidor chilló. Furthermore, también se lleva un punto por haber lucido su nuevo look ultradelgado-Auschwitz con la notoriedad de la pole position PRECISAMENTE en un fin de semana tan nazi como éste. Ya lo avisamos: nos puede la estética... (Cuando Alonso se acercó a felicitarle efusivamente contuve mi aliento para ver si su mano bajaba al culete de Kubica... Feck! ¡Tres puntos perdidos!)

Se quedan sin puntuar el resto (no mucho que repartir this time...) y puntua negativo ¡Otra vez!...

Nico Rosberg: - 5 puntos

Williams no dice nada de Max... ¡Y este niñato va y se atreve a criticarle! Si aún será ciert
o que él y el mierda son buenos amigos. Muy mal, Nico, muy mal: 5 puntos negativos.


EQUIPOS

Teams of the race (ex-aequo):

1. McLaren-Mercedes: 20 puntos

5 puntos negativos por haber criticado a Max. Y, no, no daremos complemento de estilo por haber recibido, por parte del insigne Mosley, la siguiente respuesta "No me extraña que tanto Mercedes como BMW quieran distanciarse de según que cosas habida cuenta de su historia antes y durante la Segunda Guerra Mundial". ¡Toma ya! Esa genialidad estilística es de Max and Max alone. Si ente onvre puntuase, hubiese ganado ya esta liga fantástica de calle.

Still, McLaren compensa estos 5 puntos negativos con 20 puntazos por... ¡haber sido señalados por del dedo de Mosley como
posibles instigadores de esta encerrona! De acuerdo, es pura rumorología asociada a amigos de Max, pero Jiménez Losantos nos ha demostrado sobradamente el valor del "Calumnia, que algo queda...". Sabíamos que, con McLaren, el psicodarma estaba servido: su alto precio comienza a compensar.

Añádase 5 puntos por el ex-aequo del star of the race

1. Toro Rosso: 20 puntos


La consecutividad en sus roturas de motor comienza a ser épica. La de Vettel es la tercera cagada seguida: 5x3= 15 puntos más 5 por star of the race.

3. Renault: 6 puntos

Flavio fue harto interrogado sobre Max, se escabulló de formas tan estilosas como "Estoy muy mayor como para ponerme a hablar de sexo" o diciendo que hay que tener cuidado extra para que, siendo tan famoso, no te pillen "porque luego se enefada tu mujer". No entra de lleno en la defensa a capa y espada que nos hubiese gustado, pero Flavio se gana su puntillo como el jrande que es.

El pedirle a Nelsinho que abandone añade 5 puntos a su gloria para mitigar el hecho de que el "incidente de la carrera" se debe al hecho de la increíblemente escasa velocidad de los monoplazas de Renault.

Ferrari, Super Aguri (!), Force India (!!!) y Williams se quedan a cero y los siguientes equipos pasan a puntuar negativamente:

BMW-Sauber: -3 puntos

Se llevan los mismos 5 puntos negativos que McLaren, pero unas tibias excusas por parte del bigotón Theissen consiguen mitigar en 2 puntos la debacle. Excusarse un poquito no llega, joer. Su pasado nazi sigue persiguiéndoles, aunque no el Stepneygate como a otros...

Honda: -5 puntos

Comunicado oficial criticando a Mosley... ¡Ay estas antiguas potencias del eje y su mala conciencia qué peñazo son! Hala, allá os lleváis 5 puntos negativos.

Toyota: -4 puntos

La misma actitud aburrida ante Mosley que sus compatriotas de Honda: -5 puntazos. Éstos son mitigados por los problemas con el cambio de Timo Glock. Pero sólo por un mísero puntillo.

Sigan en la maravillosa tabla clasificatoria del Abuelo cómo va la clasificación general y la suya particular. Abuelo, todos los aghradecimientos nunca serán suficientes. ¡Viva Bueu!

Related Posts with Thumbnails