Vicisitud & Sordidez

14
Dado que Vicisitud está ultimando el que probablemente sea el post más largo de la historia del blog (y no me extrañaría que de toda la blogosfera, la mesosfera, la termosfera y parte del sector al fondo a la derecha de la Vía Láctea), yo reclamo el derecho de hacer el más corto.

Podría poner esto en el Facebook. Y también podría hacerlo en Twitter. En Tuenti sólo tengo una cuenta con seudónimo para acosar a adolescentes. Como todos. Pero aquí va.

Yo, como muchos lectores saben, soy más de leer sobre productores que sobre directores. Sobre todo de aquellos más perturbados, sórdidos y miserables. Ahí entra cierto señor llamado William Mishkin. Este tipo estaba especializado en cine de tetas y cosas menos interesantes, como parte de la filmografía de Andy Milligan, esa clase de director al que todos aspiramos a parecernos: gay, adicto al sadomaso y aficionado a celebrar el fin de sus rodajes de pelis de terror haciendo cruising.

Pero esto no tiene nada que ver con Milligan. Según parece, la fama de productor barato de Mishkin está bien documentada en un libro sobre su colaboración con este director. Que todavía no he leído. Pero que dudo que supere el momento que aconteció durante el rodaje de ‘Fight For Your Life’, película de Robert A. Endelson, señor que nos importa lo mismo que la lista electoral del Partido de la Asociación de Viudas y Esposas Legales por Huesca.

En la peli, sobre una familia negra víctima de un secuestro en plan ‘Horas desesperadas’, hay una abuela en silla de ruedas. El director, naturalmente, pidió una para el rodaje. La solución de Mishkin fue la de todo un onvre. Como su mujer estaba inválida…

Sí: le quitó la silla a su esposa, que tenía que pasarse todas las horas del rodaje en su cama tumbada. Cuando acababa la larga jornada, William se llevaba a casa la silla. Supongo que para obligar a su mujer a hacerle la cena.

No sé si será el productor más cabrón de la historia. Pero dudo que encuentre uno más comprometido con la película y, al mismo tiempo, más miserable.

Publicar un comentario en la entrada

Moniruki dijo... 04 febrero, 2012 20:32

Actuó como un buen productor, ahorrando, como tiene que ser.

Danda dijo... 04 febrero, 2012 20:47

Igual que se dice eso de "traduttore, traditore", tendrían que decir también "productor, pudritor", o algo así, porque menudos tíos chungos.

Palabra de verificación: oussessa

otropaco dijo... 04 febrero, 2012 20:56

Por lo que leo en imdb además el tío era un facha y fué dejando la producción cuando llego el X...
Me flipa un tío es capaz de robar sillas de ruedas para hacer películas pero que tiene problemas morales para producir una porno

José Viruete dijo... 04 febrero, 2012 21:58

A mí me encantó "Defiende tu vida"... no recordaba este "detallazo"

Paco Fox dijo... 04 febrero, 2012 22:03

Aparece en 'Nightmare USA', pero lo pasé por alto al leerlo hasta que escuché la anécdota en el DVD de Video Nasties en boca del propio Stephen Thrower (autor del libro) descojonándose.

Supermon dijo... 04 febrero, 2012 22:20

Onvre, lo de auténtico usmia habría sido que su señora rodase la escena, así se ahorraba la silla y la actriz.

validación: isbarbas

Paco Fox dijo... 05 febrero, 2012 00:41

Es que el detalle es que tenía que ser una actriz negra. Que si no...

El Coleccionista de MII´S dijo... 05 febrero, 2012 00:45

Siempre va prometiendo post largos, y mientras nos tenemos que conformar con mierdas como esta. Que conste que lo digo desde la enorme admiración que siento por usted.

Paco Fox dijo... 05 febrero, 2012 09:51

¡Quéjese a Vicisitud! ¡Un año y medio in the making lleva ese post épico al que me refiero! ¡UN AÑO Y MEDIO!

Anónimo dijo... 05 febrero, 2012 14:15

tu rollo si que es sórdido tipejo.

José Fernández dijo... 06 febrero, 2012 07:33

Coñio, pues haber pintado a la mujer de negro. Claro que igual eso salía más caro que contratar a la actriz negra de turno...

Adolfito dijo... 06 febrero, 2012 14:34

Una pregunta. El productor ése... ¿era judío?

Sin maldad.

Condesadedia dijo... 08 febrero, 2012 12:11

Desde luego, los hay cabrones, muy cabrones, auténticos cabronazos hijos de su madre, y luego está este tío. Qué crack.

Supongo que su señora acabó pidiendo el divorcio y desplumándole, ¿no?

Verificación: ansuc. Parece el nombre de un nuevo partido político.

Anónimo dijo... 23 febrero, 2012 13:37

¿Dónde está el jodido problema con este tipo?

 
Subir