Vicisitud & Sordidez

2
Lo sé, lo sé: hemos dejado pasar mucho tiempo entre el último capítulo largo y éste. Pero ya sabéis, por lo pesado que he sido en redes sociales, que estoy liado con una película, miles de problemas laborales (aunque parezca mentira por mi estilizada figura, a veces tengo trabajar para comer) y el Witcher 3, que requiere mucha dedicación. Feck: hasta me han regalado el ZX Spectrum Vega. Gracias a él me he dado cuenta de que me he vuelto un torpe y que soy incapaz de adaptarme a los tiempos de reacción de dos segundos de los juegos del pleistoceno.

Pero no quiero dar rodeos. Aquí estoy para presentar el nuevo Videofobia largo. Una reseña de una película con este póster:
Sí: va de exactamente lo que pensáis que va.
Pero protagonizada, dirigida, escrita, barrida, escupida y eyaculada por este mito erótico que definitivamente NO es el de la carátula:
Orgullo de media calva.
Esta película es conocida como The Room Gay. Pero ya le gustaría tener la calidad técnica de la cinta de Tommy Wisseau. O la mitad del presupuesto. O la décima parte del presupuesto. O presupuesto. Simplemente se comparan ambas porque en el cine colonoscopia hay poco drama que realmente de risa. Y Oso, Antonio Moreno, Miguel Ángel Viruete y yo os lo analizamos para vuestro placer. Sea o no prostático:



Siga al autor de ESTO en Twitter:

Publicar un comentario en la entrada

Jorx dijo... 02 febrero, 2016 12:38

Sólo de pensar la de veces que tendreis que haber repasado este truño para hacer el videofobia, me hace compadeceros profundamente.
Pero ha valido la pena, menudo descojone

pacur dijo... 02 febrero, 2016 23:56

En la escena final, el director/actor/guionista/etc se convierte en Mary Elizabeth Mastrantonio en "El precio del poder". No lo he comprobado, pero creo que su parlamento en literal, así que no es plagio, sino sentido homenaje. Hay que reconocer que este hombre los tiene bien gordos.

 
Subir