Tiempo de Culto: Bola de Dragón

Me sorprende mucho que bastante gente pida por twitter que participe en más podcasts. Es cierto que así no hay que ver mi faz de hobbit con ojeras, lo cual es una ventaja, pero hay que reconocer que tampoco es que tenga una voz muy radiofónica. De joffffen podía modularla para imitar a profesores del colegio. Sobre todo a mi madre.

Es que siempre he sido muy femenino.

Pero cuando los testículos hicieron PLOF, aquello se convirtió en un desastre sónico que culminó en el día en el que salí con un montón de exhibidores de cine a un karaoke y, a los cuatro minutos de 'I Would Do Anything For Love' de Meat Loaf, todos gritaron a coro un amable "¡QUE SE CALLE EL DEL PLUS!". Otra cosa no, pero criterio tenían.

Pero, mirad por donde que mi amigo Ángel Codón sigue llamándome a su 'Tiempo de Culto'. Tanto que ya estamos planificando multitud de programas más. También tengo en mente aliarme con Miguel Ángel Aijón para hacer lo que sea. En las ondas, digo. Ya sé que en la peli tenemos química, pero no hasta el punto de placer carnal.

Tras unas semanas retirado del podcasteo, Ángel me invitó a unirme a Carlos Palencia y Jimina Sabadú a su programa sobre 'Bola de Dragón'. Al principio no iba a ir. Prefería pasarme por el cine a ver 'Batman: La Lego Película', un flin que es bueno únicamente porque tiene un cameo de Richard Cheese. Pero, tras una cena con mi compañero de Videofobia comprobé que había tema: él iba a convertir el programa en una oda freak a esa tomadura de pelo que es 'Dragon Ball Zeto'. Yo tenía que estar allí para trolear y defender que NADA puede superar la jrandeza de la serie original con chistes de tetas, momentos incómodos (Goku tocándole la entrepierna a Chi-Chi niña es un momento que sin duda sería objeto de censura en Salamanca) y chascarrillos de culos y humor de olor y flemas. Nunca entendí cómo la gente prefería tres semanas de señores metiéndose hostias como en 'Matrix Revoltijos' (cuyo clímax clarísimamente copiaba 'Bola de Dragón Z', lo cual ya nos da una idea de la desvergüenza de la serie) a Oolong transformándose en Bulma para enseñarle las tetas al Maestro Mariano Peña.

Así que aquí os dejo a Carlos apasionado y erudito, Jimina revelando su oscuro pasado y yo diciendo tonterías random mientras que Ángel intenta mantener el orden:


Y, como bonus track, el Videofobia Z sobre la adaptación coreana de Bola de Dragón del que hablamos en el episodio:

Siga al autor de ESTO en Twitter:
Etiquetas:
Reacciones:

Publicar un comentario

Le das sabor a los podcasts, como el chorizo a las lentejas.
Otros intentan hacerse el gracioso sin tener ni puta idea de nada. Tú por lo menos de cine y progresivo controlas.

...Aunque el progresivo no le interese a nadie más

Ulysses 31 es francesa!

Bueno en la wiki dice francesa-japonesa, pero yo la recuerdo francesa

Sólo unas puntualizaciones:

1) El título de la serie en Gallego era "As Bolas Máxicas", no "A Bola do dragón"
2) "Ulises 31" era Franco-Japonesa, no Americano-Japonesa
3) Vergonzoso que no mencionárais esta canción, que seguramente sea la mejor (a pesar de que a la cantante se le está quebrando la voz continuamente): https://www.youtube.com/watch?v=EToaGF9tiOo

Muy bien todo! Mi respuesta a la cuestión BD vs BDZ es que todo es válido hasta que explota Namek. A partir de ahí, lo puedo ignorar por completo.

Como tiquismiquis, solo señalo que en euskera no se pueden pluralizar nombres propios, ese "Ronaldok" es Ronaldo declinado, en concreto en el caso ergativo; seguramente se trataría de una frase con objeto directo donde Ronaldo actuaría como sujeto, funcionando pues en ese caso como sujeto activo y distinguiéndose con el objeto señalando el caso ergativo mediante un sufijo que... sí, hay muchos tipos de friquismo.

Anonimok

¡Eh! ¡Ni una referencia a Sunsuke Kikuchi, el creador de la mayoría de la banda sonora de DB y DBZ! Un olvido imperdonable, considerando que es el mismo tío que escribió la partitura de la intro del incomparable Doraemon.

El único podcast en castellano de cine y cultura pop que merece la pena, y justamente es el que menos en serio se toma. Vuelva usted más, por favor, que hace mucha falta.

Muchas gracias. Yo estoy a merced de Ángel Codón, aunque hoy hemos hablado de hasta tres temas que le gustaría tratar conmigo de invitado. Curiosamente, los complicados. Los fáciles se los deja a otros. Eso me honra.

[blogger]

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget